El equipo de ‘Dos Cataluñas’ devuelve el premio Cinema For Peace tras ser politizado por Carles Puigdemont

El equipo de ‘Dos Cataluñas’ devuelve el premio Cinema For Peace tras ser politizado por Carles Puigdemont

Publicidad

Hoy ha dado inicio el juicio del procés; una litigio que, muy probablemente, sea el más mediático y trascendente de la historia de la democracia española. Y qué mejor fecha que esta para ver cómo surge una nueva polémica derivada de la situación política en Cataluña, esta vez relacionada con el mundo del cine y, más concretamente, con el documental ‘Dos Cataluñas’, producido por Netflix.

La pasada noche del lunes, la fundación Cinema for Peace entregó a susodicho largometraje un galardón que esta misma mañana ha sido devuelto por su director Álvaro Longoria. El motivo, tal y como ha trascendido en la carta que ha adjuntado al trofeo a la hora de retornarlo, es que fuese recibido en la gala de manos de Carles Puigdemont, expresidente catalán.

”Creemos que el acto de entrega no ha sido imparcial y le ha fallado a nuestra ética profesional y a uno de los principios claves de nuestro documental, la neutralidad”.

Así ha justificado Longoria una maniobra sobre la que se ha explayado en una entrevista con El País, donde ha denunciado la politización de la entrega y el discurso emitido por Puigdemont en el escenario.

”Nosotros no sabíamos los detalles de la entrega, solo que estábamos nominados, y nadie nos habló de un discurso político previo. Por la gente del expresidente catalán nos enteramos hace unos días de la posibilidad de su presencia, e insistimos a la organización que no le sentaran en nuestra mesa, porque nuestro filme no quiere ser pieza de manipulación informativa, sino de denuncia de estos actos. De repente, vimos que subía al escenario, con lo que pensé que efectivamente habíamos ganado, y realizó su propio discurso”.

Mencionado discurso habría consistido, según asistentes, en un repaso a los hechos acontecidos a raíz del 1 de octubre, y en la visión y valoración personal de Carles Puigdemont sobre el juicio del procés y el destino de los políticos presos del Parlamento y el Gobierno catalán. Además de esto, durante la entrega del premio, la soprano alemana Maria Kaufmann subió al escenario para cantar una versión del clásico ‘No llores por mí Argentina’ titulado ‘Don’t cry for me Catalonia’.

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio