'Los Increíbles 2' es una estupenda aventura que no llega al gran nivel de la primera por la pérdida del factor sorpresa

'Los Increíbles 2' es una estupenda aventura que no llega al gran nivel de la primera por la pérdida del factor sorpresa

Publicidad

Nota de Espinof

Pixar ha centrado últimamente más sus esfuerzos en la realización de secuelas de algunos de sus títulos más populares. Desde el fracaso de ‘El viaje de Arlo’ (‘The Good Dinosaur’) tan solo la extraordinaria ‘Coco’ se ha salido de una tendencia que ha dado pie a cintas como la simpática ‘Buscando a Dory’ o la aceptable ‘Cars 3’. En 2018 es el turno de ‘Los increíbles 2’ y el año que viene llegará ‘Toy Story 4’.

Por mi parte, no tengo nada en contra de las secuelas en sí mismas, pero hay que saber cuándo una película realmente pide continuar la historia y los casos en los que simplemente se está intentando exprimir más la gallina de los huevos de oro. En el caso de ‘Los increíbles’ considero que era la película de Pixar que mejor se ajustaba a convertirse en una saga y ahora nos llega una segunda entrega que lo confirma pese a no llegar al nivel de su predecesora.

Las mujeres toman el control

Los Increibles 2 Imagen

Durante los últimos años han empezado a abundar los reboots basados en la idea de cambiar a personajes masculinos por femeninos. Una forma ágil de intentar seguir exprimiendo franquicias de éxito que a la hora de la verdad no ha dado tan buen resultado en taquilla, probablemente porque lo más acertado sería iniciar nuevas sagas o aprovechar personajes ya existentes en las mismas.

Esto último es lo que se hace en ‘Los increíbles 2’, donde Elastigirl pasa a ser la protagonista de la función, ya que sus métodos se ajustan más al plan de un hombre de negocios que quiere que el público vuelva a aceptar a los superhéroes en lugar de verlos con recelo. Este punto de partida siempre me ha resultado de lo más estimulante, pero Brad Bird opta por utilizarlo como telón de fondo para la construcción de un relato de superhéroes en el que simplemente se da mayor importancia de la habitual a los personajes femeninos.

Imagen Los Increibles 2

Lo que Bird consigue con esto es dar un giro a la historia para que todo resulte más fresco de lo que sería si simplemente se hubiesen mantenido los roles habituales. Y además lo hace desarrollándolo con sentido y asignando un divertido rol a Míster Increíble como padre sobrepasado por el hecho de tener que ocuparse de su familia en lugar de dedicarse a luchar contra el crimen.

Es cierto que ahí se reutilizan algunas ideas ya planteadas en su momento en el divertido cortometraje ‘Jack Jack ataca’, pero Bird consigue que mantenga toda su fuerza cómica al dotar de imprevisibilidad a las reacciones del más pequeño de la familia, destacando especialmente la escena con el mapache y la que trae de vuelta al personaje de Edna Moda.

Algo por debajo quedan las tramas de los otros dos hijos por resultan más convencionales. Sin embargo, Bird las resuelve de forma dinámica, una de las claves para que ‘Los increíbles 2’ se sobreponga a ciertos lugares comunes del cine de superhéroes en los que acaba cayendo. No sé hasta qué punto esto era inevitable -son ya demasiados años con los superhéroes convertidos en el personaje de referencia en el mundo del cine-, pero se percibe de forma más clara en el último acto.

Una entretenidísima apuesta sobre seguro

Escena Los Increibles 2

Puede que sea injusto pedir a una película orientada totalmente al entretenimiento -no esperéis ver aquí esa notable tendencia de Pixar a buscar tocar la fibra sensible del espectador- que subvierta los cánones de este tipo de obras, pero lo que sucede a cambio es que lo que resultaba refrescante en la primera entrega aquí suena a ya explorado en infinidad de ocasiones y es la pericia de Bird lo que consigue que el bajón de interés nunca se produzca.

Todo eso se nota desde el inicio, donde se recupera el cliffhanger con el que llegaba a su fin ‘Los increíbles’, introduciendo luego la verdadera excusa argumental de forma natural, balanceando además de forma intachable el equilibrio entre humor y acción hasta que llega el momento de que lo segundo domine la función. Por ahí no hay ninguna pega que ponerle a la película, ya que ni siquiera cae en excesos innecesarios de intentar superarse de forma poco justificada.

Lo que falta es esa capacidad para sorprendernos de la primera entrega, algo irrepetible, tanto por tanta película de superhéroes que vino después como por el hecho de que en algunas cosas no le queda otra que tomar prestado algunos detalles de su predecesora. También hemos cambiado nosotros y Bird tenía el reto de ir un paso más allá en el fascinante universo que creó con una película que simplemente nunca se muestra interesada en darlo. Quien no arriesga no gana.

En definitiva, ‘Los increíbles 2’ es una estupenda secuela que sabe cómo seguir jugando con el universo creado por su predecesora y regalarnos varias escenas para el recuerdo. Solamente la pérdida del factor sorpresa y el hecho de no querer arriesgar -pasar el protagonismo a las mujeres no lo cuento como tal- eviten que logre estar a la altura de la primera entrega. Ojalá hagan una tercera parte en la que Bird sí se atreva a ir más allá.

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio